T. 93 836 43 80  Av/ Diagonal, 384 Barcelona

Zonas del cuerpo para la depilación láser

dónde puedo depilarme con láser

Es normal preguntarse dónde puedo depilarme con láser pues no hay duda de que este método es la mejor opción para eliminar el vello corporal de forma definitiva, sin sufrimiento, irritaciones, ni vellos encarnados. Sin embargo, el éxito de los resultados depende exclusivamente del color del vello, el tono de piel y la zona del cuerpo donde sea aplicado el láser.

 En Inout somos expertos en materia de depilación definitiva, por eso te explicamos todo lo que necesitas saber sobre qué partes del cuerpo se pueden depilar con láser y qué debes tener en cuenta antes de tu primera sesión.

Dónde puedo depilarme con láser ¡respondemos a tu duda

La tecnología láser está diseñada para ser aplicada en todo el cuerpo, sin embargo, existen algunas zonas como la parte baja de las cejas en donde no se recomienda su aplicación, ya que se encuentra muy cerca de la estructura ocular.

Toda la zona del rostro también se considera de riesgo, ya que además de ser un tejido sensible, el vello en esta parte de la piel es mucho más delgado y no absorbe tanto el láser como el vello grueso. Por lo tanto, la depilación láser en el rostro no arroja resultados tan exitosos.

La cara, a diferencia de otras partes del cuerpo, es una zona donde puede crecer nuevo vello debido a cambios hormonales que se presenten después de la depilación. Por esta razón este tipo de tratamiento en el rostro no se debe considerar definitivo.

Así como hay zonas donde la depilación láser no actúa de forma tan eficaz, hay otras en las que resulta muy exitosa. Estamos hablando de las axilas, las piernas y la ingle, zonas donde el vello es más sensible y grueso y una vez que se cae no vuelve a nacer. Pocas personas, por no decir  ninguna, necesitan un retoque de depilación láser en estas partes del cuerpo.

Qué tener en cuenta antes de hacerme la depilación láser

Ya hemos respondido a tu duda de dónde puedo depilarme con láser, pero es bueno destacar que su éxito depende de muchos factores, razón por la cual es indispensable seguir al pie de la letra una serie de instrucciones que te ayudarán a cuidar tu piel. Antes de hacerte una sesión de láser es importante que tengas en cuenta las siguientes recomendaciones:

Elige un centro profesional confiable

La tecnología láser debe aplicarse con mucho cuidado para evitar lesiones en la piel. Por esta razón es básico que evites cualquier oferta tentativa que te tropieces en la web y acudas a un centro estético confiable que sea atendido por verdaderos profesionales.

En Inout contamos con los mejores expertos en depilación láser y tenemos en nuestras instalaciones los equipos más modernos, no dudes en contactarnos para marcar una cita.

No tomes sol los días previos a tu sesión

La piel bronceada se encuentra deshidratada y marchita, aplicar láser sobre ella la maltrataría aún más. Además, es importante evitar que el sol cause cambios en la pigmentación del tejido.

Por esta razón debes proteger la zona a depilar con protector solar de SPF 30 desde la semana anterior a la sesión. Asimismo, para depilarte es necesario que haya transcurrido un mes de la última exposición solar.

Depila la zona con cuchilla

La depilación láser es efectiva solo cuando el vello se encuentra en fase de crecimiento, por esta razón es importante depilar la zona a tratar con una cuchilla 1 semana antes de la primera sesión y 2 semanas antes de las sesiones consecutivas. De lo contrario, el láser penetra en el folículo, pero el vello vuelve a crecer.

Protege tu piel del sol tras las sesiones

Tras una sesión de láser la piel se encuentra un tanto irritada y deshidratada. Lo ideal es cuidar el tejido aplicando abundante crema hidratante varias veces al día, evitando la exposición solar al menos durante 5 días y usando protección solar de SPF 30. Aplicar gel de aloe es una excelente opción para hidratar y refrescar la piel al mismo tiempo.

Respeta el tiempo recomendado entre cada sesión

Para que la depilación láser sea efectiva es importante que exista un tiempo prudencial entre cada sesión de al menos dos meses. ¿Por qué? Porque es necesario darle suficiente tiempo al vello para que vuelva a crecer y así poder saber en qué lugar hay que aplicar el láser.

A medida que la zona queda depilada de forma permanente el tiempo entre una sesión y otra será más largo. Asistir puntualmente a tus sesiones y no dejarlas para después es muy importante para que el láser haga el efecto deseado.